Las proteínas que supimos conseguir

Para sostener un buen entrenamiento el corredor, debería de atender varios aspectos, entre ellos podemos destacar la buena nutrición y la hidratación correcta, un tema que muchas veces no es del todo valorado.


Si hablamos de lo que ingerimos, hay que tener en cuenta, que todos los nutrientes son importantes en la alimentación diaria para proporcionar la energía necesaria y soportar una demanda extras cuando se realiza una actividad deportiva. Dentro de estos, las proteínas son fundamentales ya que constituyen la base para la reparación y regeneración de las fibras musculares.

Mientras estamos haciendo ejercicios, las proteínas tienen como principal función generar estructura y bienestar a los músculos, ya que la musculatura del cuerpo se compone de proteínas que se pierden durante la actividad. Es por eso, que se deben de utilizar muchas veces suplementos de proteínas para reponer rápidamente lo perdido.

Si analizamos un poco el mundo de la nutrición, podríamos decir que hay mucho dicho y sobre todo creencias con respecto a la ingesta de proteínas, algunas hasta consideran que pueden comprometer la salud, especialmente si es un atleta o corredor amateur o profesional.

Los corredores suelen creer que el consumo de suplementos deportivos o un alto nivel de proteínas en la dieta diaria puede implicar un incremento de la masa muscular, lo que podría hacer que aumenten de peso y ello los haga correr más lento. Esto, a veces, los lleva a disminuir el consumo de proteínas e incrementar el de hidratos de carbonos, lo que puede ser un error.

Saliendo de ese error, debemos decir que las proteínas son importantes para los músculos del corredor porque ayudan a restablecer las proteínas musculares que se pierden durante el ejercicio o entrenamiento. Además, diversos estudios respaldan el hecho de que cuando se realizan ejercicios de larga duración los aminoácidos pueden utilizarse como fuente fundamental de energía.

Otro factor que hace que las proteínas sean tan importantes para el corredor es que le ayudan a mantenerse sano, lo que importa es la manera de consumirla y las cantidades. El no hacerlo, puede provocar afecciones como fatiga crónica, disminución de la masa muscular e incluso un aumento en las posibilidades de sufrir lesiones. Las proteínas, además, ayudan al corredor a reparar tejidos y fibras musculares que pueden dañarse durante el ejercicio y a formar nuevas estructuras.

Por otra parte, si hablamos de la fase de reposo las proteínas, permiten que el músculo crezca, por eso, es la etapa en la que la musculatura tiene más necesidad de recuperar nutrientes, en especial de hidratos de carbono y proteínas. Para ayudar a recuperar las fibras que hayan podido verse sometidas a un estrés es fundamental ingerir alimentos ricos en proteínas así como recuperar los líquidos.

No podemos olvidar que, en general, todos los alimentos en su estado natural contienen proteínas. El pescado, la carne, los huevos, la leche y sus derivados, los granos y los frutos secos son buenas fuentes, al igual que los vegetales. Cada una ofrece beneficios únicos y permiten al cuerpo ganar y reestructurar la masa muscular.

Recordemos que siempre es recomendable recurrir a un especialista en nutrición deportiva que te oriente sobre la mejor opción para ti de acuerdo al tipo de entrenamiento que sigues, el momento ideal para proveer a tu cuerpo la proteína que necesita en especial si estás comenzando a correr o si ya tienes tiempo haciéndolo y quieres mejorar tus resultados, sacando el mejor provecho de lo que consumes.


90 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

SWEETSPOT