Escena Running


En España hace un par de años se realizó una obra de teatro denominada Runners: la Comedia de los tiempos que corren, (titulo ocurrente de por sí), una obra que plantea la vida de un hombre que recupera la ilusión cuando empieza a entrenarse para un maratón y el impacto que eso provocó en distintos aspectos de su persona.

El planteo de la obra trata además sobre como otros personajes encuentran distintas maneras de entender y de vivir el running. Esta puesta teatral deja al descubierto distintas personalidades y a la vez diferentes motivaciones y manera de acercarse a este deporte, a saber:

Como un despertar.- aquellos que encuentran de manera casi sorpresiva en el running la motivación que hacia tiempo estaban buscando, algo que le imprime a sus vida una transformación.

Como una religión.- los que de manera casi mística corren y son grandes promotores de la actividad. Algo fanáticos y siempre predispuestos, con rutinas rigurosas y mucha dedicación, que predicando a otros las bondades del running.

Como una liberación.- quienes dejan que la adrenalina recorra su cuerpo mientras corren y que a la hora de correr siente que ese el mejor momento del día.

Como un promotor social.- personas que ven en running una oportunidad para encontrarse con otras personas y compartir los buenos momentos de la vida.

Correr sin dudas puede adquirir tantas formas como personas corren. Cada uno sabe porque se acerco al deporte. La cuestión es que voluntariamente, accidentalmente, convencidos, buscando respuestas o simplemente por la necesidad de sentirse libre un rato, el origen y la motivación descansa en cada uno, y son el motor que hacen del running una actividad que no podemos dejar.

2 vistas